La caída de Cartago (149-146 a.C.)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La caída de Cartago (149-146 a.C.)

Mensaje por Aurelius el 24/8/2016, 01:55

El origen del conflicto

Desde el año 201 a.C., en el que se había puesto fin a la Segunda Guerra Púnica, Cartago se había comportado como un fiel súbdito de Roma. En el año 151 a.C. ya había cumplido con las fuertes sanciones económicas impuestas y seguía contribuyendo con grano a las necesidades de la República. A pesar de ello, las relaciones entre las dos potencias volverían a ponerse tensas.

En el tratado de paz que firmaron ambas partes se establecía que Cartago tenía que devolver al rey númida Masinisa todos los territorios que le habían pertenecido a él y a sus antepasados. Esto debilitó enormemente a Cartago, hecho que fue aprovechado por la propia Numidia para abusar de las condiciones del acuerdo, y tomar a placer cuantos territorios se le antojaron. Cartago, harta de sufrir injusticias por parte de sus vecinos, declara finalmente la guerra a Numidia en el año 150 a.C. Para ello consiguió reunir un ejército de más de 25.000 soldados de infantería y 400 de caballería.

La capacidad cartaginesa para organizar un ejército tan poderoso hizo saltar todas las alarmas en Roma, que se sintió inmediatamente obligada a movilizar las legiones contra su archienemigo en el Mediterráneo. La fuerza romana, que se enfrentaría por tercera y última vez a la potencia africana, ascendía hasta los 50.000 hombres, el mayor ejército que hasta la fecha había desembarcado en las costas de África.

Las legiones recién llegadas se instalaron cerca de Útica, en los cuarteles conocidos como castra Cornelia. Emisarios cartagineses acudieron a su encuentro para pedir clemencia a Roma, y les entregaron de buena voluntad 200.000 armas, 2.000 máquinas de guerra y todos sus proyectiles. Cartago quedó entonces totalmente desarmada, demostrando que no buscaba otro enfrentamiento militar contra la República. Los cónsules sin embargo, sintiéndose poderosos, exigieron que la ciudad de Cartago fuera destruida y abandonada para siempre. Como es evidente, los cartagineses no pudieron satisfacer tal exigencia, por abusiva, y prefirieron morir luchando antes que abandonar su patria. La Tercera Guerra Púnica había comenzado.

Ruinas de Cartago en la actual Túnez


Última edición por Aurelius el 24/8/2016, 04:46, editado 5 veces
avatar
Aurelius
Legionario

Mensajes : 44
Fecha de inscripción : 12/08/2016
Localización : Complutum

Volver arriba Ir abajo

Re: La caída de Cartago (149-146 a.C.)

Mensaje por Aurelius el 24/8/2016, 02:14

Cartago se organiza para la guerra

La ciudad de Cartago se encontraba ubicada en una pequeña península con un istmo, un enclave privilegiado fácilmente defendible. El recinto fortificado contaba con muros de 13,5 metros de altura y una anchura de 9 metros. El sistema defensivo se completaba con torres de defensa separadas cada una por unos 60 metros de distancia. En el interior de los muros había espacios de dos pisos para albergar contingentes militares. Abajo estaban alojados 300 elefantes con las provisiones necesarias para alimentarlos. Arriba disponían de acuartelamientos para 20.000 infantes, caballerizas para 4.000 caballos, así como almacenes de trigo y forraje para abastecer a hombres y animales.

Teniendo en cuenta que Cartago, tratando de evitar el enfrentamiento, había entregado a Roma todas las armas de las que disponía, los cartagineses tuvieron que rearmarse en un tiempo récord. La capacidad productiva de la ciudad era tal que cada día se fabricaban 100 escudos, 300 espadas, 500 lanzas y 1.000 dardos para catapulta, además de una gran cantidad de piezas de artillería. Cuenta el historiador Osorio que, ante la dificultad de encontrar tendones para los resortes de las máquinas de guerra, las mujeres de la ciudad se cortaron los cabellos para fabricar cuerdas.


Última edición por Aurelius el 24/8/2016, 04:41, editado 2 veces
avatar
Aurelius
Legionario

Mensajes : 44
Fecha de inscripción : 12/08/2016
Localización : Complutum

Volver arriba Ir abajo

Re: La caída de Cartago (149-146 a.C.)

Mensaje por Aurelius el 24/8/2016, 03:54

Comienza el ataque

En primer lugar, los generales romanos decidieron atacar la ciudad al asalto, confiando en que con su captura el resto de contingentes militares púnicos se rendirían. Manilia estaba al frente de las tropas de tierra, mientras que Censorino lo estaba al mando de la flota. Este último comenzó el ataque sobre un tramo de la muralla sur. Algunos soldados que iban a bordo de las naves desembarcaron para intentar trepar las murallas mediante escaleras de mano, mientras que otros intentaron hacer lo propio con escalas colocadas en las proas de los barcos. Los cartagineses repelieron este primer ataque con facilidad, lanzando una gran cantidad de proyectiles sobre los romanos, que se vieron obligados a retroceder de forma precipitada. La primera victoria había sido para Cartago.

A la vista de que cualquier intento de asalto rápido estaba avocado al fracaso, el ejército romano se vio obligado a instalar campamentos en los alrededores de la ciudad. La estrategia pasaba ahora por establecer un férreo bloqueo por tierra y mar que impidiera la entrada y salida del recinto amurallado. Cuando ya estuvo todo dispuesto, Censorino mandó a sus soldados en busca de madera para comenzar la construcción de la maquinaria de guerra. Pero los cartagineses pronto se dieron cuenta de sus intenciones y les tendieron una emboscada. Fameas, jefe de la caballería cartaginesa, atacó por sorpresa a la avanzadilla romana matando a 500 hombres y capturando muchos equipos militares y herramientas.

El siguiente ataque lo planearía Manilio. Puesto que la ciudad se encontraba ubicada en un istmo y el acceso por tierra resultaba harto complicado, mandó con gran astucia arrojar grandes cantidades de materiales y basura al agua, creando con ello un improvisado camino que daba acceso a las murallas exteriores. Sea como fuere, lograron pasar por la precaria vía dos grandes arietes movidos por 6.000 hombres. No sin pocas bajas, las máquinas alcanzaron la muralla y lograron abrir un boquete del tamaño suficiente como para que los soldados de infantería pudieran acceder a través de él. Los cartagineses contrarrestaron la destrucción de ese tramo construyendo de manera inmediata un muro trasero de defensa provisional. Sin embargo, los defensores eran conscientes de que los arietes no tendrían dificultad para derribar las nuevas defensas, pues todavía no habían fraguado. Por este motivo, optaron por realizar otro ataque sorpresa. En medio de la noche, un grupo de soldados salieron portando pequeñas antorchas y prendieron fuego al equipamiento de asedio romano, dejándolo inutilizado.

Los romanos, impotentes, decidieron aprovechar para penetrar en la ciudad mientras los muros provisionales aún no estaban asegurados. A pesar de todos los esfuerzos, fueron repelidos de nuevo por un reducido grupo de soldados cartagineses, que aprovechando el pequeño espacio abierto por la brecha, fueron despachando uno a uno a los enemigos. Finalmente, los legionarios tuvieron que cejar en su empeño y retirarse otra vez. La batalla por la toma de Cartago iba a ser más dura de lo esperado.

Representación de Cartago, con su puerto y murallas exteriores
avatar
Aurelius
Legionario

Mensajes : 44
Fecha de inscripción : 12/08/2016
Localización : Complutum

Volver arriba Ir abajo

Re: La caída de Cartago (149-146 a.C.)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.